ABIERTO de 8 a 15 h ( L-M-X-J-V ) PRECIOS SIN IVA
Carrito 0
Ultrasonido 1 / 3 MHz portatil

Ultrasonido 1 / 3 MHz portatil

€494.21

SONOVIT 

Cabezal dual 1 y 3 Mhz. Potencia 3 W/cm2. Emision continua o pulsada, transmision por gel o subacuatica. Icluye maletin de transporte.

Inluye 20 programas ya instalados, tambien modo manual y memorias libres para guardar los programas propios.

Las patologías más frecuentes tratadas por los ultrasonidos son las que afectan al aparato óseo-muscular y tendinoso y, especialmente, están indicados para el tratamiento de: periostitis, tendinitis, artrosis, contracturas musculares, cicatrizaciones, edemas organizados. Por otra parte, gracias a su efecto antálgico, fibrolítico y decontracturante está reconocida actualmente la validez, de los ultrasonidos para el tratamiento de las alteraciones reumatológicas extra-articulares como la periartritis escapulo-humeral, la epicondilitis del codo y otras patologías. Las partes dañadas han sido afectadas principalmente por traumatismos en el transcurso de la actividad física pero también en gran número de ocasiones, pueden verse afectadas por el envejecimiento (reumatismos, hipotrofia muscular, falta de equilibrio por insuficiente movimiento); estos últimos casos han aumentado debido a un incremento progresivo de la edad que no viene acompañado por una mejora de la calidad de vida. En la práctica deportiva, los traumatismos más frecuentes están centrados en las articulaciones de la rodilla y tobillo y pueden ser tratados por ultrasonidos con aplicaciones diarias a repetir durante un determinado número de sesiones. Son tratamientos sobre todo de tipo antálgico y propedéuticos en las sesiones de quinesioterapia.

Contraindicaciones
Los ultrasonidos presentan las mismas contraindicaciones que las terapias físicas que producen calor endógeno:

osteoporosis degenerativa;
presencia de fragmentos metálicos; venas varicosas
trombosis y tromboflebitis agudas; arteriopatías y obliterantes hemorragias; reglas;
neoplasias;
tuberculosis;
procesos inflamatorios agudos;
lesiones cutáneas;
alteraciones de la sensibilidad.

Se desaconseja el uso de ultrasonidos en las siguientes zonas:

tejidos especializados (metafisis fértil, testículos, ovarios), podrían ser dañados;
evite su empleo en la zona cardíaca y especialmente en presencia de equipos electromecánicos (estimulador cardíaco) ya que los ultrasonidos pueden causar daños permanentes en estos equipos.

NOTAS :

Tome precauciones especiales en caso de aplicación en la columna vertebral, con diagnóstico de hemilaminectomía, para evitar daños posibles a la médula espinal.
Las aplicaciones no se pueden realizar cerca de los ojos o vientre (abdomen, zonal lumbar) en caso de embarazo, para evitar riesgos de cavitación incluso con dosis correctas.

La presencia de prótesis articulares y de dispositivos metálicos presenta problemas ya que pueden absorber una cantidad mayor de ultrasonidos y por tanto deteriorarse o provocar daños en los tejidos adyacentes.
El empleo de este tipo de terapia física está desaconsejado para el tratamiento de patologías en la edad adolescente y, sobre todo, infantil (ej: cartílagos fértiles de conjugación).

El personal que aplica las sesiones no debe estar expuesto mucho tiempo a la acción de los ultrasonidos ya que son el origen de ciertas lesiones. (el llamado “dolor por ultrasonidos”)


Compartir este producto


Más de esta colección